martes, 1 de mayo de 2012

Galletas Olivia

Soy adicta a las galletas María integrales de Hacendado. Desde hace años, siempre que entro o salgo de la cocina, tengo que coger dos galletitas con una onza de chocolate. Ahora para mí las galletas María ya no son las de Fontaneda, ni las de Marbú, sino estas deliciosas galletitas secas, marrones y mucho menos dulces y aromáticas que las otras.

La galleta María fue creada por la panadería Peek Freans en Londres en 1874 para conmemorar el matrimonio de la Gran Duquesa María Alexandrovna de Rusia con el duque de Edimburgo. Se hizo popular en toda Europa, sobre todo en España donde, tras la Guerra Civil española, la galleta se convirtió en un símbolo de la recuperación económica de España después de que las panaderías produjeran cantidades masivas para consumir el excedente de trigo.


Ingredientes
50 g de harina integral
25 g de harina blanca
20 g de azúcar moreno
10 g de huevo
10 g de aceite de oliva
un poquito de miel (la punta de una cucharita)
una pizca de sal
una punta de cuchillo de levadura química
leche

Seguramente, para el sabor, sería más adecuado poner un aceite vegetal más suave, como el aceite de girasol, pero en casa no compro...


Se mezclan los ingredientes y y se añade leche hasta que la masa pueda formar una bola (he necesitado 3 chorrines).

Se extiende sobre una superficie levemente enharinada y se amasa con un rodillo hasta que el grosor de la galleta es menor de un milímetro.

Con un molde se cortan las galletas y se agujerean con un tenedor.

Se hornean durante 10 minutos a 180º.


El resultado son unas riquísimas galletas. En el horno a mí me olían a Estados Unidos (pero no sé ni a qué, ni por qué). En boca, recién salidas del horno, me recuerdan a los muffins de quinoa y, en frío, son mas saladitas. Y, por su ligereza, me han convencido mucho. Eso sí, no son galletas María... si acaso, galletas Olivia.


¡Feliz desayuno!

36 comentarios:

  1. Que delicia!!
    No conocía la historia de las galletas Maria, tan arraigadas a nuestros desayunos españoles.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. sencillamente deliciosas Olivia, has hecho un beun trabajo, me han encantado las fotos son una obra de arte.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  3. Se ven muy ricas, tengo que probar esta receta!

    Mil besos.

    ResponderEliminar
  4. Unas ricas galletas y muy fáciles. Me la apunto. Bss

    ResponderEliminar
  5. Pues yo me quedo con las galletas Olivia que tienen que estar riquísimas!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  6. Tienen una pinta deliciosa Olivia :)

    ResponderEliminar
  7. También me gustan estas galletas que comentas, Olivia, las compro a menudo :) Pero las que nos has prepardo seguro que están deliciosas, sólo hay que ver la pinta que tienen, se ven crujientes y con un corte fantástico.

    Gracias por tu visita, así me has permitido conocer tu blog y disfrutar de las maravillas que tienes por aquí. Te visitaré con frecuencia, sin duda :)

    Un beso

    ResponderEliminar
  8. pues me han gustado las galletas olivia, creo que las voy a hacer a ver que tal me salen.besos

    ResponderEliminar
  9. A mí las María Fontaneda no me gustan nada, en caso de tener que elegir ese tipo de galleta soy de Flora o Marbú Dorada.
    Pero vamos, que así, en general, soy más de Chiquilín, campurriana y dinsoaurio :P

    Voy a ponerme hoy en plan Olivia: "Me encanta esataza!!!!!!!!!".
    Vale, voy a sincerarme, la receta me la llevo, porque las galletas tienen un aspecto estupendo, tan planitas, y así, sin probarlas, parecen super logradas.
    Además, me gustan las galletas sin huevo (las tuyas llevan poquísimo) y creo que si en algo coincidimos es en lo de las "pequeñas tandas".

    Un beso!!!!
    PD: Qué conjunto de desayuno más precioso, por favor!!
    PPD: Soy una pesada! ¿Qué coges, 10 gramos de huevo batido, o solo clara?

    ResponderEliminar
  10. Paula, en este caso he cogido huevo batido, porque tenía un resto pero, si no, lo hubiera hecho con sólo clara! Besos

    ResponderEliminar
  11. Yo sigo siendo de las María Fontaneda de toda la vida, son las que comí de pequeña y las que les doy a mis hijas ahora, pero nunca he probado alsintegrales de Hacendado, con tu recomendación y viendo como te han quedado lo tendré que hacer. Bs

    ResponderEliminar
  12. Me ha parecido muy interesante saber la procedencia de las galletas María... ¡cuántas hemos comido mi hermana y yo migadas en leche! Las galletas Olivia seguro que las pruebo...no hay nada mejor que una buena hornada de galletas caseras...un saludo!

    ResponderEliminar
  13. Me gustan las galletas "Olivia" se ven bien ricas y crujientes!!!! que tiemblen las "Maria"!!!! un besito

    ResponderEliminar
  14. Pues yo me tomo una acompañada de esta tacita de café tan cuca!

    ResponderEliminar
  15. En las fotos se ven fantásticas.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  16. A mi también me gustan mucho esas galletas. Las tuyas tienen muy, pero que muy buena pinta.
    Buen día

    ResponderEliminar
  17. Poder hacer en casa las galletas que llevamos tomando toda la vida es un lujo. Muy interesante la historia de la galleta. Besos.

    ResponderEliminar
  18. Gracias por tu visita. Me encantas tus fotografías!!! preciosas y con mucho estilo
    Un abrazo

    Cecilia

    ResponderEliminar
  19. Nada como unas galletas caseras! que ricas

    ResponderEliminar
  20. Qué buenas, Olivia. Me ha encantado la receta, un día de estos me veo yo haciendo galletillas Olivia, jeje. Besos!

    ResponderEliminar
  21. Qué maravillosa la foto de la tacita con las galletas, Olivia. Soy una gran amante de las galletas y éstas se ven bien ricas :)
    Besos.

    ResponderEliminar
  22. Pues me quedo con tus galletas Olivia que se ven estupendas y seguro que son mucho más sanas que las industriales. Por cierto, la tacita es preciosa. Besos.
    cosicasdulces.blogspot.com

    ResponderEliminar
  23. Olivia, se salen de la pantalla, unas fotos estupendas para unss galletas de lujo, muchas gracias por la receta. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  24. ¡¡¡Acabo de enamorarme perdidamente de tu juego de café!!! ¡¡¡Es una auténtica preciosidad!!! :)

    ResponderEliminar
  25. Se ven riquísimas. Me anoto la receta para mi reto galletero mensual ;D

    Besos.

    ResponderEliminar
  26. Olivia, somos dos!, yo también soy adicta a las galletas, me encantan! y las evito, pero estas se ven deliciosas y me encanta la receta, las tendré en mis pendientes.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  27. Estupendas las galletas. Un besazo.

    ResponderEliminar
  28. Seguro que estan buenísimas, tienen pinta de estarlo!! Y además siempre está más rico lo hecho en cas que lo comrpado :) Me encantan las fotos!
    Besos

    ResponderEliminar
  29. Hola otra vez!! TE he dejado un premio en mi blog. Besitos

    ResponderEliminar
  30. Deliciosas!!! y crujientes. Que ricas, ideales para la merienda. Besos.

    ResponderEliminar
  31. gracias mil por compartir, que sepas que aprecio mucho estas recetas hechas con carinyo y las fotos....una delicia!! un besazo y voy a seguir degustando con los ojos un rato:-))

    ResponderEliminar
  32. Al ver estas galletitas que ganas le entran a uno de entrar y llevarse una ...o dos...o tres...o cuatro !!!!
    Besos
    Miguel
    lareposteriademiguel.blogspot.com

    ResponderEliminar
  33. Genial Olivia, tanto la receta como la reseña histórica.

    Un abrazote.

    ResponderEliminar
  34. Tienen muy buena pinta. Voy a intentar hacerlas, ya te cuento

    ResponderEliminar
  35. Precioso blog, por las recetas y por las fotos... besos M José Adán (Acaramelada)

    ResponderEliminar

¡Hola!
Gracias por tus comentarios, preguntas y reflexiones :-)